CliQIB asiste a la Jornada ASOFAP en Barcelona

El Cluster Manager de CliQIB, Joan Miquel Matas, asistió el pasado 6 de marzo a la Jornada de la Asociación Española de Profesionales del Sector Piscinas (ASOFAP) en Barcelona. En ella participaron varios responsables de Salud Pública de Cataluña y Madrid, que comentaron aspectos relacionados con la normativa de piscinas y el futuro que se prevé a corto y medio plazo.

Cabe destacar que ambas comunidades ya trabajan en la modificación de sus decretos autonómicos, alineándolos con el RD 742/2013 nacional, y contemplan las mejores prácticas de países como Canadá o Francia.

Por su parte, ASOFAP está trabajando con varias comunidades autónomas en la redacción de un “Decreto Blanco” con la intención de homogeneizar las diferentes normativas, tanto en lo referente a infraestructuras asociadas a piscinas, como en los parámetros de calidad de las aguas de baño, actualmente muy dispares.

Se hizo hincapié en que los parques acuáticos dispongan de normativas ampliadas, que los laboratorios de control sigan la norma UNE 17025 y que los kits de análisis también estén sujetos a la norma UNE 17381.

En el capítulo de formación específica se está trabajando en un certificado de profesionalidad reconocido en toda la UE y que incorpore aspectos vinculantes de la normativa europea de biocidas y de Legionella. Si bien existe un elevado consenso en las comunidades autónomas sobre la insuficiente formación actual al personal de mantenimiento de piscinas públicas y turísticas, también es cierto que el Ministerio de Sanidad debería haber regulado la titulación exigible desde 2016 y aún se está a la espera de esta regulación. Muy probablemente se opte en diferentes comunidades por sistemas de formación dual que conduzcan a un certificado de profesionalidad reconocido por el SEPE.

Finalmente, cabe destacar que algunas comunidades como Castilla La Mancha ya han modificado su decreto autonómico en 2017, siguiendo el 742/2013 y ampliando alcance según criterios propios y otras normativas como el RITE y el Código Técnico de Edificación.